Etiquetas

, , ,

en_la_cabeza_de_bruno-schulz1Bruno Schulz está indignado. Ha llegado a la ciudad una persona que dice ser Thomas Mann, pero él sabe que no puede ser verdad. El gran escritor alemán no puede ser ese cretino que anda ufano por la ciudad tan pagado de sí mismo. Sí, tiene que ser un impostor, un doble que apenas guarda parecido con el Nobel. Bruno Schulz quiere que el insigne autor de “La Montaña Mágica” sepa que un usurpador ha llegado a Drogóbich y que con cada una de sus bravatas, socava su reputación.

Se ha convencido de que ha de escribirle una carta, pero no una cualquiera: la carta exacta que, además de servir de aviso de lo sucedido, sirva para que Mann pueda apreciar la gran calidad de sus escritos, el desbordante talento que Schulz cree poseer. Y es cierto. Entrando en la cabeza de Schulz nos damos cuenta de que no es un tipo normal, sino una mente creativa, superdotada… y enferma. Porque en la cabeza de Schulz el rumor del ir y venir del mar se expande hacia el mundo entero. En la cabeza de Schulz es el miedo el único motor que se permite manejar todos sus movimientos en el penumbroso sótano en el que habita. En la cabeza de Schulz tiene cabida (es la única en la que podría caber) el apasionado amor por la pobre Helena, tan sucia y repugnante.

En esta brevísima novela editada por minúscula, el escritor alemán de origen ruso y ascendencia judía Maxim Biller, nos invita a compartir los pensamientos de un profesor de dibujo dominado por el miedo que está, pese a que él crea lo contrario, a punto de convertirse en una hoja en blanco.

Brillante, sorprendente, impactante. Una de esas lecturas que se quedará en tu cabeza dando vueltas y más vueltas… como en la de Schulz.

5407_46442711

 

Anuncios